miércoles, 20 de abril de 2005

Ruinas y vestigios de antigüedad en Panamá


La ruina en Panamá continúa siendo una evidencia que confirma la existencia de las tantas historias cacareadas en clase o el motivo de aquella divertida excursión del colegio.
Rodeadas muchas veces de contextos extremos como la geografía del pequeño caserio en medio de una densa selva con espectaculares vistas de la Bahía de Portobelo, o la transitada vía Cincuentenario que atraviesa un conjunto monumental entero a unos cuantos metros de autopistas y rascacielos; estos lugares aún mantienen un aura mística quizá por su condicion de resistir el transcurrir del tiempo.
Recientemente se han convertido en nicho tanto en el sector público como privado de un grupo de profesionales, apoyado por iniciativas de muchos sectores: Estado, gobiernos de turno, patronatos financiados por la empresa privada, cooperación internacional, etc.
Este proceso ha tenido varias etapas: la primera ha sido la documentación e investigación donde se le ha asignado un valor histórico seguido por el rescate patriomonial a través de la consolidación de la ruina y recientemente, a manera de perido "moderno", la intervención a través de la reconstrucción o adición de elementos actuales.

A pesar de estas inciativas existe un enorme desinterés y desconocimiento por estos temas y han terminado por convertirse en parques temáticos de las historias de españoles, piratas y corsarios sumado a la necesidad de tener landmarks que mostrar en las guías de turismo. Este culto al objeto histórico se desarrolla a expensas de cierta indiferencia por el contexto en el que estan inmersos, caracterizados por altos grados de contaminación y deterioro urbano y ambiental.
Es fundamental preservar nuestra memoria histórica a través del rescate y conservación del patrimonio con operaciones que miren nuestro actual tiempo y espacio, evitando convertir este capitulo en un tema trillado que sustituya la discusión de temas igual de interesantes dentro del panorama de conservación y restauración en Panamá.

1 comentario:

Gladys Turner dijo...

Hola.
Está bien interesante este artículo. Hubiera sido bueno que incluyeras que, en la actualidad, los conjuntos monumentales y las ruinas están teniendo un auge inesperado como amenidades ambientales de proyectos urbanísticos de altos costos sumándose así, a otros aspectos idílicos de la ciudad (paisajes marinos, bosques y parques) que se convierten en incentivos para la venta de viviendas a grupos de altos ingresos. De esta manera, la ciudad se torna en un gigántesco "fashion store" (selectivo y excluyente como todos los procesos de la economía de mercado en que vivimos) en donde se ofrecen trozos urbanos (los de mayor potencial ambiental, entre ellos los sitios históricos o de interés patrimonial, para vender con éxito los proyectos de vivienda.
Me gustó tu sitio, saludos
Gladys Turner