viernes, 5 de enero de 2007

Palacio de la Bahia

La controversia y revuelo generado tanto por el diseno y construccion del Palacio de la Bahia sobre la avenida Balboa y ahora la cancelacion del proyecto y rediseno del mismo es el tema mas caliente en cuanto a edificios y el boom actual de la construccion en Panama. Dentro del skyline de la ciudad desde la Avenida Balboa el area menos congestionada por infraestructura era el barrio de Bella Vista que se extiende desde Calidonia hasta el mar. Los dos unicos edificios que dominaban el paisaje era el Edificio de la Loteria Nacional de Beneficencia y el Edificio Atalaya.
Por las caracteristicas paisajisticas de vistas hacia el mar y el Casco Antiguo el barrio de Bella Vista se le cataloga ahora como un sitio perfecto para la especulacion inmobiliaria. Ademas de estar en pleno centro de la ciudad existen algunos pasos que preveen el aumento de su valor como la adquisicion del Edificio Poli por parte del Municipio de Panama para sus oficinas. Tambien esta la precencia de una arquitectura domestica que muchos conocemos como "bellavistino", que en realidad es Hispanicismo o Spanish Revival; una serie bastante extensa de pintoescos chalets, mansiones, caserones y no solo de arquitectura romantica o tradicional sino sencillos pero buenos ejemplos de arquitectura influenciada por el Estilo Internacional. La conservacion o interes ya sea bibliografico o de restauracion de esta parte de la historia de la arquitectura de la ciudad ha sido escaso y ahora el interes de inversionistas y desarrolladores de proyectos ha obligado a algunos sectores de la sociedad civil (Alianza Pro-Ciudad: Alvaro Uribe, Raibeth Banfield, Magela Cabrera y otros) o el Estado (INAC) a impedir a traves de los medios de comunicacion o algunas leves reglamentaciones de construccion la destruccion del patrimonio arquitectonico.
El Palacio de la Bahia constituia la punta de lanza de la transformacion de Bella Vista en un campo posible para la especulacion inmobiliaria. Este proyecto desde el inicio constituyo siempre un simbolo: supuestamente iba a ser el edificio mas alto de America Latina, su estetica, posmoderna, llena de arquetipos trasnochados, pastillaje y decoracion cosmetica era causa de admiracion de algunos grupos con gustos extravagantes y deseosos de recibir admiracion y respeto. Darien Montanez tambien cree lo mismo. Al final cumplio su cometido, muchos de los proyectos que actualmente se publican o promocionan no son mas que renders y artificios del photoshop, con pocas referencias al contexto cultural geografico o arquitectonico del lugar. Este incluso era financieramente y tectonicamente no viable para nuestro pais, tal como lo explico el promotor.
Lo cierto es que nuevos proyectos ya se apuestan sobre el lugar. Es una buena ruta que la siga siga crecendo en vertical, se densifique aun mas tanto en usos como en servicios pero tambien es importante que se respete y valorice las caracteristicas culturales de los lugares que no son solo entes fisicos: una casa, un tejado o un muro sino mas bien que son parte de la memoria colectiva. Recientemente Carlos Monsivais, al recibir el premio de la Feria Internacional del Libro en Guadalajara manifesto el gran desprecio de los lationamericanos por las humanidades. Yo creo que la destruccion del patrimonio artistico y cultural es parte de ese desprecio que el habla.

3 comentarios:

www.aescala.com dijo...

Estamos invitando a quienes les intere escribir críticas a obras o proyectos, comentarios sobre arquitectura; también lo puedan hacer en www.aescala.com un portal hispano dedicado a la Construcción, Arquitectura y Decoración.
Saludos desde www.aescala.com

millo dijo...

Hola, pues vi un comentario tuyo en mi blog. Que tal. Supongo que eres arquitecto.
Conoces las torres Petronas en Malasia? Para mi ha sido la obra del hombre más espectacular que he visto, bueno en cuanto a cosas modernas.
En fin, un saludo a Panamá

Anónimo dijo...

Gracias a Dios que no fue aprovado esta obra, que ni se le puede llamar obra de arquitectura en la realidad, es simplemente un edificio con mezclas de elementos que no dan coherencia al contexto urbano que tenemos en nuestra ciudad. Pues si creemos que muchas de las obras en construcción les podemos llamar de arquitectura, pues nos estamos engañando.